Cómics para el día del Libro 2017 # 1: pequeños lectores

19/04/2017

Aprovechamos la inminente celebración del Día del libro (el próximo 23 de abril) para elaborar una serie de recomendaciones divididas en áreas temáticas. Empezamos con un listado en el que podréis encontrar tebeos para edades comprendidas entre los 9 y 5 años, para no iniciados en la lectura del cómic pero también para quienes ya llevan algunas horas de vuelo. Eso sí eludiremos aquí todos esos tebeos clásicos que tanto se empeñan en promover algunos progenitores con el ánimo de convertir a sus descendientes en “refinados” lectores en la materia…tal y como reza la solapa de una de nuestras recomendaciones: no fuercen el gusto de sus pequeñuelos, dejen que sean ellos mismos quienes descubran

Hilda – Luke Pearson
(a partir de 6/7 años)

Barbara Fiore

Hilda es una serie cuyo último número(y con éste ya van cinco) : Hilda y el Bosque de Piedra  acaba de publicarse. Se trata de una serie que ha cosechado multitud de elogios y que se ha traducido a un buen puñado de idiomas, que además viene avalada por el sello de calidad de una de las más reputadas editoriales del planeta, la británica Nobrow Press.
La serie creada por Luke Pearson (1987, Stockton-on-Tees, Reino Unido), dibujante de talento y también conocido por su labor como guionista de la famosa serie de dibujos Adventure Time (Hora de Aventuras), tiene todos los ingredientes para enganchar: un dibujo de línea clara y un cuidado exquisito por el detalle. Historias donde se mezclan la rutina, la magia y las leyendas de los países escandinavos con una pasmosa facilidad. Tiene buenas aventuras y sobretodo un plantel de personajes muy bien definidos. Una auténtica gozada. Netflix acaba de comprar los derechos para realizar una serie de animación de inminente estreno, así que antes de sucumbir al hipnótico poder catódico aprovechen la edición de este último número para adentrarse en el fantástico mundo de Hilda.

Hilda en Barbara Fiore

 

Ana y Froga – Anouk Ricard
(a partir de 9/10)

Blackie Books

Detrás de un aparente (muy aparente) dibujo naïve y tierno se esconde un auténtico alud de gamberrismo y risas. Esta serie que arrasó en Francia (en Angoulême le dedicaron incluso una exposición en la edición 42) y que ha cruzado el charco a través de la prestigiosa Drawn and Quarterly (sí, los que descubrieron a Adrian Tomine, Joe Matt o a Tom Gauld) lleva editándose en nuestro país desde 2013 a través de Blackie Books (y ya llevan tres volúmenes).
A través de un dibujo cercano (en formato) al kawaii japonés, Anouk Ricard (Istres, Francia, 1970) ha elaborado una serie con calado transversal en cuanto a rangos de edades se refiere. Un artefacto capaz de sorprender a mayores y pequeños.
A los niños les resultarán familiares el tono y parte del discurso de sus personajes, trufado de vilezas, rencillas, disputas y sentimientos de cierta bajeza moral…el pan nuestro de cada día de cualquier pandilla de amigos que se tierce. No, esta no es una serie políticamente correcta, aquí la trepidación de las aventuras se ha substituido por una serie de situaciones cotidianas que ponen de relieve lo difícil que resulta el entendimiento entre un grupo de “amigos”. Bocados de realidad protagonizados por estas amables criaturitas antropomórficas. Capaces de copiar los dibujos de sus mejores amigos para triunfar en su camino hacia a la gloria artística, por ponerles un ejemplo de su candor. Fabuloso.

Ana y Froga en Blackie Books

 

La cena con la Reina – Rutu Modan
(a partir de 5/6 años)

Fulgencio Pimentel

A Rutu Modan (Tel Hashomer, Israel, 1966) la conocerán de sobras los aficionados al cómic por obras de como Metralla (Astiberri, 2015) -con la que ganó el premio Eisner en 2008 a la mejor novela gráfica- o Jamilti y otras historias (Astiberri, 2016). Modan es sin duda alguna una de las autoras más importantes que ha dado el noveno arte; cosa harto difícil en un ámbito donde aún predomina cierta falta de equidad en lo que a reconocimiento se refiere .
En La cena con la Reina, obra publicada originalmente en el el interesante proyecto Toon Books (algo así como un programa de inmersión en la lectura de tebeos para los más jóvenes que cuenta con un plantel de autores imponente: Liniers, Lili Carré, Ivan Brunetti o Art Spiegelman, por citar algunos), Modan sorprende al lector con una historia que nace justamente de la experiencia personal (una conversación con su hija) y que a la postre resulta una mezcla entre cuento tradicional y cómic. Un fantástico artilugio para introducir al lector en el arte secuencial. Viñetas de gran formato dispuestas en una retícula donde juega con casi todos los mecanismos y posibilidades del medio. La historia, además de estar perfectamente hilvanada posee ese algo especial que brilla en los mejores cuentos infantiles: un giro sorprendente que invita a la relectura. Un trabajo excepcional cuidadosamente editado por Fulgencio Pimentel que incluye un epílogo repleto de buenos y casi obligatorios consejos titulado “Cómo leer cómics con los niños“.

La Cena con la Reina en Fulgencio Pimentel

Caja – Patrick Wirbeleit y Uwe Heidschötter
(a partir de 8 años)

La casita roja

Esta serie viene precedida por su enorme éxito cosechado en Alemania donde es un auténtico best-seller: casi 20.000 copias vendida y también por el reconocimiento en países como Francia donde, recordemos, el consumo de tebeos es pratica habitual. El primer número fue incluido en la Sélection Jeunesse de la 42ª edición de Angoulême.
La fórmula de su éxito reside en un planteamiento gráfico y formal cercano al dibujo animado (el dibujante Uwe Heidschötter proviene del mundo de la animación), una estructura narrativa sencilla a base de historietas cortas -a modo de capítulo- pero con un mismo hilo conductor. Caja contiene las dosis justa de aventura pero quizás lo más destacable sea el choque en clave humorística entre lo cotidiano y lo mágico. Otro de los hallazgos de este cómic es su capacidad para despertar o redescubrir el interés por la “fabricación” de objetos materiales en una sociedad en la que cada vez se impone más la experiencia virtual (tanto en el ocio como en las relaciones sociales) .

Caja en La Casita Roja